domingo, noviembre 18, 2007

Ya está terminado



Por fin he terminado mi libro "Café para dos". Me ha costado muchísimo tiempo (año y medio más o menos, puede que más), pero el esfuerzo ha merecido la pena: estoy muy satisfecho con mi trabajo.

Ahora mismo estoy con la revisión: pasando algunos fragmentos al ordenador, releyendo para hacer correcciones, etc. Aún tengo mucha faena, porque ha pasado tanto tiempo desde que lo empecé que se nota una evolución en mi estilo y hay muchas cosas del principio que estoy cambiando porque se me hacen raras. A pesar de ello, estoy muy contento de haber llegado tan lejos; me satisface mucho verme capaz de tanta perseverancia.

Saludos!

6 comentarios:

JUAN dijo...

nhorabuena entonces, Phausto. Ahora queda lo más difícil: corregir y...publicar.
Hace seis meses que acabé de corregir una novela y aún estoy esperando alguna respuesta de la docena de editoriales a las que la envié.
Pero, ánimo, eres joven y tienes toda una vida por delante.
Saludos.

Adri Phaustho dijo...

Muchas gracias por tus palabras, Juan. Tienes razón, la correción es muy difícil, pero se me hace muy amena: la hago con mucha motivación.

Creo que, cuando termine de corregir el libro, también intentaré mandarlo a alguna editorial, aunque no creo que consiga nada (pienso que, en casos como el mío, lo mejor es no hacerse ilusiones; no quiero que un fracaso me desmoralice ya en el primer intento).

Saludos!

Lolo dijo...

Felicidades por haber acabado. Acabar de escribir un libro es igual que tener un hijo. Ya has parido a tu primogénito. Ahora toca enseñarle y educarle (fase de correción tras corrección) y llegaré algún día en que se haga mayor y se vaya de casa (cuando lo publiques). Siempre puedes hacerlo de manera propia (si no obtienes respuesta). Yo intenté publicar varias docenas de relatos de la mal llamada prosa-poética y las constestaciones eran siempre iguales, que ese tipo de literatura no interesa a la "mayoría". Tardan en contestar, eso es cierto, pero los concursos tampoco suelen ser motivadores tras leer y estudiar las cláusulas a las que te sometes.
Así que yo hice por mi cuenta y riesgo la publicación de mi libro: SINFONÍAS DEL VIEJO AMANTE y cientos de convecinos y amigos tienen mi libro y lo han leído. Les guste o no, lo han leído y me han dado u opinión (buenas y no tan buenas, críticas o no tan críticas, pero sus opiniones, que es lo que me interesa).

Reitero mi primera palabra en este comentario. Felicidades Phausto. Tú puedes y seguro que conseguirás publicarlo. Corregir el texto hará que lo des forma y sea legible para todos porque ahora tan sólo lo entiendes tú (igual que una madre tiene una especie de "instinto maternal" y es tan sólo con ella cuando en los primeros días de vida, el bebé se calma).

Una vez corregido deberías de pedir ayuda para sucesivas correcciones, yo te aconsejo que lo dejes a leer a 2 personas, a alguien verdaderamente entendido en literatura (yo "utilizo" a mi antigua profesora de literatura del instituto, que fue la culpable de que escriba), y a alguien poco o nada entendido en literatura (en mi caso tengo a mi madre). Así ambas almas (una instruida en la ciencia literaria y la otra en la ciencia del día a día) coinciden la mayor parte de las veces en sus diagnósticos para mis textos y eso me llena de satisfacción (sea bueno o malo) ya que más o menos mis escritos hacen sentir de una misma manera a los lectores.

FELICIDADES PHAUSTHO

Adri Phaustho dijo...

Muchísimas gracias por tu comentario, Lolo.

La verdad es que tenía intención de dejarle el libro a mi profesora de lengua (para ayudarme a corregir esas faltas que el Word no corrige y que a veces se me escapan)y a una amiga mía que ya ha escrito un libro, pero no me parece mal tu idea de dárselo a alguien menos "técnico".

Saludos y gracias por vuestro apoyo! Os mantendré informados de mis progresos!

Lolo dijo...

A veces los que escribimos lo hacemos por afición y sin pensar en los demás. No hace falta ser un Góngora. Yo soy de los que piensan que la literatura debe ser accesible a todo el mundo y por eso dejo mis escritos a alguien que no sea "técnico" y no es que modifique algo de mis escritos a no ser que sea necesario pero sí me dan la visión de lector de a pié que puede detectar ciertas incoherencias que un "técnico" no percibe.

Adri Phaustho dijo...

Estoy plenamente de acuerdo contigo, Lolo; tu consejo me va a ser de gran ayuda, sin duda.

Saludos!